20080424

capítulo I

Casi permanece igual. El mismo ritmo urbano de notas de concreto y sus melodías de fiestas prolongadas hasta el amanecer. La misma marea caótica de esperanzas ambiciosas, famas pequeñas y mentiras forjadas en el tiempo hasta parecer verdades. Aquí estoy yo a mi regreso, incapaz de reconocer mis heridas abiertas a ultramar y de leer los avisos en las encrucijadas.

Etiquetas: ,

7 Comentarios:

Anonymous Anónimo dijo...

AGREGALE:
UNAS CONOCIDAS KE NO SABEN COMO REACCIONAR A TU REGRESO....

11:58 p. m.  
Blogger Shine Apsara dijo...

...La paranoia es una enfermedad de los tiempos modernos...

9:47 a. m.  
Blogger Gelatinbromuro dijo...

Pues parece que no estas aqui, te siento tan lejana

11:26 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

don Feliciano. Que sopresa tenerlo en el DF otra vez. A ver si un día nos encontramos por ahí. Cristóbal. Si no me recuerdas pregúntale al Astorga.

11:01 p. m.  
Blogger pe-jota dijo...

Hay algo para ti en mi blog !!

3:39 a. m.  
Blogger cuitláhuac dijo...

Ellaaa.. la puetiza del eterno retorno....

3:23 p. m.  
Blogger cuitláhuac dijo...

por cierto, que buena voz te cargas acá, ritmázo en el contoneo de esas letras

3:24 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal


Visitor Map
Crea tu mapa!